Test conciertil – Quique González Círculo del arte Toledo (15/06/2013)


El 23 de marzo el 60% de witty estuvo en el segundo concierto de la gira Delantera Mítica. El sábado pasado, en Toledo, cerraron la primera parte y no podíamos perdérnoslo. Ya les avisamos de que esta gira iba a ser dinamita.

Latiase

1. Síntomas en el preconcierto

Toledo es un laberinto y el círculo está a la derecha y no a la izquierda. Así que llegamos con nuestro look piscinero, oliendo a te verde y coco, exhaustas y acaloradas y todavía nos queda atravesar la multitud para encontrarnos con el resto. Con esto no me da tiempo ni a pensar en lo que se me viene encima.

2. Diagnóstico clínico al desmayarse la luz (sí, esto es de LOL)

Llegar tan ajustada de tiempo tiene la ventaja de que no hay margen para comerse la cabeza y solo pienso en que como gestione rápido el medio litro de agua que me acabo de trincar voy a pasarlo muy mal porque yo no me muevo del sitio estratégico que he conseguido ni aunque me revienten los riñones.

3. Cuando empieza la primera canción, ¿qué te pasa por el cuerpo?

Llevaba una semana tarareando “La fábrica” a todas horas, pero ni en mis mejores previsiones iba a ser como fue. ¿Quién es ese loco desatado que está en el escenario y que ha hecho con el Quique que cantaba con los ojos cerrados y mirándose los pies?

4. Momento estrella del concierto y por qué.

Si tengo que elegir uno: “Hotel Los Ángeles”, euforia y rock&roll en estado puro. Pero como elegir está sobrevalorado añado el principio de “Su día libre” cuando una frase tan cotidiana como desayuno en el bar hace que te recorra un escalofrío. Aunque podría quedarme con cualquier otro de los montones de momentos de complicidad y cachondeo que tuvo la banda, bendita banda.

5. ¿A qué te sabe la boca cuando acaban los aplausos?

A deshidratación, igualico que cuando acabo el primer concierto de la gira. Mendigar un poco de aire y agua en un concierto no debería ser algo habitual. Y a pitonisa, porque en aquel momento en Valladolid ya nos olíamos que esto podía  acabar así.

6. Constantes vitales al terminar

Misteriosamente seguimos con look piscinero, oliendo a te verde y coco, exhaustas y acaloradas; pero me duele la cara de sonreír (y de ser tan guapa que si no me lo digo yo…). Ir a Toledo para hacer negocios nunca salió tan bien como esta vez, me vuelvo al fresco como si hubiese pasado por un tratamiento spa.

7. Tratamiento recomendado

Aclarar el asunto de quien es Jara y quien es Sedal. Y recomponer a Cayetalina que se escapó de la jaula y fue de brazo en brazo como una más de la banda y equipo técnico al acabar.

Esperar a diciembre o septiembre (Quique dando pistas de no sabemos qué) va a ser duro; para superarlo: 400 gramos de youtubes diarios.

P.D si no lo digo reviento: gracias a todas las personas humanas que me han acompañado en este parallel tour y sus actividades complementarias. ¡¡¡Nosotros si que somos una delantera mítica, copón bendito!!! Tenía que decíroslo… 😛

Beatriz

1. Síntomas en el preconcierto

Verano en la piel.

2. Diagnóstico clínico al desmayarse la luz (sí, esto es de LOL)

Ganas de fin de fiesta y apoteosis.

3. Cuando empieza la primera canción, ¿qué te pasa por el cuerpo?

De todo. Sé que voy a disfrutar como un animal y eso me gusta tanto que cuando la música empieza todavía con las luces apagadas los sentidos se encienden.

4. Momento estrella del concierto y por qué.

Diría que todos, pero vamos a resumir:
Delantera mítica porque hay señales claras de un Quique desatado.
Pequeño rock and roll por algo personal del cambio de contexto que hace que algunas palabras pesan más que otras según los días.
Palomas porque tuve un déjà vu de Cádiz en septiembre.
Hotel los ángeles Versión de museo. La explosión definitiva del Quique desatado que se veía venir desde el principio. En lo más alto, sin guitarra, abrazado a Pepo. Deslumbrante.
Su día libre. Cayetalina  (witty nombre para Cayetana, la pantera que es mucho más que atrezzo) fuera de la jaula. Demostrando su garbo delante del pie de micro. Y Quique fingiendo (mal) miedo a la pobre y mansa pantera.
Conserjes. Ese final improvisado cada noche. El sábado tocó la armónica un hombre en estado de gracia. Triunfal y eufórico y pletórico. Quique González está donde quiere y hace lo que quiere y tiene la banda que quiere y el equipo que quiere y al público entregado empapado en sudor porque en la sala hacía millones de grados pero no podíamos parar quietos. La buena música va contra las leyes elementales de supervivencia humana obviando el mecanismo que nos pide ahorrar energía y líquidos en condiciones climáticas extremas.
La pregunta con este hombre es siempre cómo va a superarse la próxima vez. Siempre lo consigue. De alguna forma extraña lo consigue.

5. ¿A qué te sabe la boca cuando acaban los aplausos?

A promesas. Otra vez.

6. Constantes vitales al terminar

Corazón bombeando potente. Sonrisa reluciente. Sudor a chorro. Pupilas dilatadas, poros abiertos. Felicidad.

7. Tratamiento recomendado

Recordar y esperar.

P.S: Como dice Latiase además de a los músicos y su equipo gracias a: Laura, Seguer, Inma, Miriam, Montse, Vanesa, Evitina, Rubén, Hoardings, Cristina, Saru, Carmen, mi sister, Helen Sara y en general a todos los quiquifrikis con los que mola compartir conciertos y postconciertos. El “Ansia Mítica Paralell Tour” ha sido todo un éxito. Veamos qué pasa con la segunda parte…

Sin Remite

1. Síntomas en el preconcierto

Ganas pero pocos nervios. Creo que es el concierto de Quique al que menos nerviosa he ido. Efecto secundario del chute de medicamentos supongo…

2. Diagnóstico clínico al desmayarse la luz (sí, esto es de LOL)

Los pensamientos vuelan: Esto arranca ¿le gustará a Rocío (*) el “nuevo” Quique o se arrepentirá de haber venido? ¿estaré en Madrid en diciembre? ¿Cuándo será el próximo concierto mítico?

(*) Nota: Se vino al concierto una amiga que aunque es fan, de hecho compartimos nuestro primer concierto de Quique hará ya 12 o 13 años, no le veía en concierto desde la gira de “avería y redención”.

3. Cuando empieza la primera canción, ¿qué te pasa por el cuerpo?

Ganas de parar el tiempo, como siempre.

4. Momento estrella del concierto y por qué.

Mmmmm,, no se… quizá “conserjes” porque pasen los años que pasen siempre será un temazo, siempre me emocionará esa armónica y siempre querré que los conciertos terminen con ella.  Y un poco también “Hotel los ángeles”, porque casi pierdo la cabeza en ella, literal.

5. ¿A qué te sabe la boca cuando acaban los aplausos?

Añoranza. Es lo que tienen los buenos conciertos, que no han hecho más que terminar y ya los echas de menos con cariño y quieres que vuelvan.

6. Constantes vitales al terminar

Sigo bastante drogada así que mi estado de inusual relajación sigue bastante presente, aunque las 10 horas de turisteo toledano más las dos horas y pico de concierto comienzan a hacer mella y el cansancio se deja notar.

7. Tratamiento recomendado

Doble ración de carretera y manta (y música, eso que no falte)

Postdata 1: Me adhiero a lo dicho anteriormente por el resto del equipo witty. Un placer seguir compartiendo conciertos con todos los allí presentes (y echamos mucho de menos a los ausentes).

Postdata 2:¡¡A ver si estos de last tour nos sacan un bono de conciertos en las giras que nos va haciendo falta!! 😛

Anuncios
Comments
5 Responses to “Test conciertil – Quique González Círculo del arte Toledo (15/06/2013)”
  1. Tio Calipo dice:

    1. Síntomas en el preconcierto
    El sitio parecía muy íntimo y chulo, cervecita barata, pintaba bien…
    2. Diagnóstico clínico al desmayarse la luz (sí, esto es de LOL)
    Con muchas ganas de ver a Quique, no le veía desde que vino a Madrid a Fuenlabrada, aunque la sala está a tope y empieza el calor…
    3. Cuando empieza la primera canción, ¿qué te pasa por el cuerpo?
    Suena bastante mal, no se le entiende (y eso que me las sabía todas) y casi no le veo (y eso que mido 1,82…)… pero bueno, vamos a buscar otro sitio para ver si conseguimos saber si es Quique el que canta.
    4. Momento estrella del concierto y por qué.
    Conseguir ver que al menos los músicos también están empapados en sudor, hace como 45 grados y no se ve nada… hurra por la sala. El sonido desastroso y eso que lo poco que vi a Quique, se le notaba con muchas ganas.
    5. ¿A qué te sabe la boca cuando acaban los aplausos?
    Ni idea, me piré, eso me pasa por salir de Madrid a ver conciertos…
    6. Constantes vitales al terminar
    Justitas, casi deshidratado…
    7. Tratamiento recomendado
    Conciertos de grandes (Quique lo es) en Madrid.

    • Beatriz_efe dice:

      Eh! Tío Calipo! Gracias por hacer el test!!! Nos encanta que la gente se anime. Y sentimos que tu experiencia fuese tan distinta a la nuestra.

      A lo mejor estabas demasiado atrás. Es una sala en la que hay que ponerse delante o en los laterales (no se ve casi nada pero se oye mejor)

      • Tio Calipo dice:

        Hola Beatriz,
        creo que la sala se quedo muuuuy pequeña, Quique llena y mucho. El test mola, a ver si para el siguiente la cosa mejora. Y que conste que no soy un protestón, de hecho es el 1er concierto que me ha pasado esto 😦
        Habrá que esperar a otra gira!!

      • latiase dice:

        Mira, en eso estamos de acuerdo…!!!!queremos más gira!!!! una pena que no lo pudieses disfrutar como merecía.

Trackbacks
Check out what others are saying...
  1. […] test conciertil de Quique González en Toledo. El concierto está en el top 2 de salvajismo panteril. Algo le pasa a Quique en La Mancha y la […]



Dinos algo witty

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: